INTERLUDIO 30

INTERLUDIOS DE ESTUDIO

THOMAS GLASSFORD

¿Cómo influencia el espacio arquitectónico a la producción artística y viceversa? Ésta es la pregunta que se pretende indagar a través de una serie de visitas a casas y estudios de artistas relevantes en el entorno mexicano. Son objeto de esta investigación las conexiones que se producen entre un contexto espacial y sensorial —visual, sonoro, material— y la obra que se concibe o se realiza en él. Se profundizará en la discusión a lo largo de varios meses, al adentrarnos en la atmósfera de creación de ciertos autores clave. Cada evento se configura literalmente in situ con un carácter específico que deriva de la personalidad del espacio que se visita y de la persona que lo habita.
Así, este ciclo conecta conceptualmente los tradicionales viajes de estudio de los arquitectos modernos a obras emblemáticas de la antigüedad con la actual práctica de los studio visits.

Casa y Estudio Thomas Glassford

El pasado jueves 29 de junio tuvo lugar la sexta y última visita del ciclo Interludios de Estudio en la Casa y el Estudio de Thomas Glassford. La proximidad de los dos espacios – el estudio y antigua casa de Glassford y la casa que empezó a construir hace diez años – a una cuadra de distancia en la colonia San Miguel Chapultepec favoreció la visita simultánea de ambos.

Morfología como arquitectura

Thomas Glassford

¿Cómo cultivar lo natural dentro de un entorno altamente urbanizado? Una estructura tradicional en ruinas puede ser el ancla que permita cultivar un nuevo biotopo; y proponer adiciones a un arrecife colonial existente de manera fluida. Esporas engendrando formas. El diseño actúa como una corriente orgánica que permite que las estructuras existentes anclen el nuevo crecimiento y acomoden el flujo. Un lugar fértil para la germinación.

La circulación y el equilibrio dentro de la angulosidad levemente fragmentada del plano cuadrilateral, mantienen la mente ágil. Subir un paso, bajar un paso, reciclar. Las alturas rotas del caparazón original están dotadas con plataformas entrelazadas para reconectar y promover una cascada que fluye desde la estructura hacia el enfoque visual de la copa de los árboles adyacentes. Utilizando el giro y la diseminación como una experiencia viva, la casa colectiva se encuentra en diferentes niveles de sedimentación. Funciona al mismo tiempo como un recipiente y como una extensión a lo acuático.